Falleció el mismo día que Fidel Castro

(ANSA) – LA HABANA, 25 NOV – La cancillería cubana expuso sobre la repentina muerte de Diego Maradona hoy que “la historia ha querido que partan el mismo día”, refiriéndose a que Fidel Castro falleció este mismo día en 2016.

Ese ministerio citó en Twitter unas palabras de Diego Maradona sobre Fidel Castro: “Para mí fue como un segundo padre, porque me aconsejó, me abrió las puertas de Cuba cuando en Argentina había clínicas que me la cerraban, no querían la muerte de Maradona. Y Fidel me las abrió de corazón”.

Maradona estuvo en varias visitas un largo tiempo en Cuba donde se trató serios problemas de salud bajo una gran discreción en n hospital llamado La Pradera, en La Habana.

Muchos cubanos comunes lo recuerdan durante sus estancias en La Habana cuando llegaba a sitios públicos y saludaba a todos.

El futbolista trató personalmente de incrementar el nivel del fútbol cubano con asesorías y consejos, pero su verdadera pasión fue apoyar a Fidel Castro y su revolución.

“Es el más grande de la historia” dijo mas de una vez a la prensa sobre su amigo.

En 2005 lo entrevistó para su programa “La noche del 10” en Argentina.

La agencia cubana Prensa Latina, cuya redacción en La Habana visitó Maradona alguna vez, recordó que el futbolista conoció a Castro en 1987 cuando el Pibe fue invitado por esa agencia para recibir en Cuba el premio al mejor deportista latinoamericano del año.

“Quienes estuvieron cerca de ambos, afirman que podían pasarse largas horas conversando de fútbol y política, pese a que el dirigente cubano era un apasionado del béisbol, deporte nacional en la isla”, narró la nota.

Periodistas de la agencia en esa época lo recuerdan saludando a cada quien e interesándose en los métodos de edición de ese medio.

La nota de Prensa Latina reveló que “el vínculo (con Fidel Castro) se hizo evidente cuando el argentino obsequió al estadista cubano la camiseta de su debut con Newell’s Old Boys y su similar de la selección de Argentina”.

“Fidel, si algo he aprendido contigo a lo largo de años de sincera y hermosa amistad, es que la lealtad no tiene precio”, escribió Maradona al líder cubano en una carta del 15 de enero de 2015, según la nota.

Afirmó que ese mismo año el entonces presidente cubano “desveló algunas de las misivas que había intercambiado con el futbolista en las que ambos compartían impresiones sobre política y deporte”.

“Se han dicho cosas falsas sobre sus estancias en Cuba en cuanto a su supuesta mala conducta personal. Acá no vimos nunca nada de eso. Disfruté mucho cuando lo saludé. Era un tipo amable y campechano (muy social NDR). Siento mucho su muerte”, dijo a ANSA uno de sus cientos de miles de admiradores en Cuba. (ANSA).