Nosiglia: “Los abusos de certificados de libre estacionamiento para discapacitados demuestran la falta de control del Gobierno”

Luego de las repercusiones mediáticas por una denuncia televisiva, el Legislador porteño, Juan Francisco Nosiglia (Evolución), volvió a reclamar al Ejecutivo porteño, al igual que el año pasado, por la falta de control en la reserva de lugares para estacionamiento de personas con discapacidad en la vía pública y certificados de libre estacionamiento al señalar que “demuestran la falta de control del Gobierno”.

A través de un pedido de informes, Nosiglia solicitó al Ejecutivo porteño al igual que en 2017 que informe qué tipo de control realiza la Ciudad sobre los permisos para automóviles de discapacitados, los vehículos que circulan, y cuántas reservas para estacionamiento de personas con discapacidad hay vigentes.

Además, piden que explique cuántas infracciones se labraron durante 2016, 2017 y el transcurso del 2018 por el uso indebido de certificados para discapacitados y la cantidad de permisos falsificados detectados.

“Cuando aparecen este tipo de situaciones como los abusos de permisos y espacios reservados para estacionamiento de discapacitados demuestran la falta de control del Gobierno”, dijo el Legislador radical.

“La Ciudad, a través de su Constitución, garantiza a las personas con necesidades especiales el derecho a su plena integración, a la información y a la equiparación de oportunidades y el Estado debe estar presente como garante de que no se vulneren esos derechos”, añadió el diputado.

“Este tipo de abusos son repudiables desde todo punto de vista porque entendemos la importancia de los espacios y permisos. Consideramos indispensable que el Gobierno porteño mantenga un control riguroso para el buen uso y respeto de los permisos a personas con discapacidad”, finalizó Nosiglia.

El dirigente radical ya había pedido al Ejecutivo porteño por este tipo de situaciones durante 2017 y en ese momento solo recibió respuestas parciales por parte del oficialismo.

Deja una respuesta