La confitería que fuera del Zoológico del Sur, Patrimonio Cultural

Audiencia Pública: La confitería que fuera del Zoológico del Sur, Patrimonio Cultural
Vecinos y referentes de organizaciones sociales de Parque Patricios apoyaron, y en otras audiencias se aceptó el cambio de nombre del barrio Los Perales y la protección de la Biblioteca para ciegos. Los proyectos deberán ser tratados nuevamente para su sanción definitiva.

En una Audiencia Pública realizada esta tarde en la Legislatura porteña fue apoyado por vecinos y representantes de organizaciones sociales la ley con aprobación inicial que declara Bien Integrante del Patrimonio Cultural de la Ciudad a la confitería que integró las construcciones del llamado “Zoológico del Sur”, que estuvo en el barrio de Parque Patricios, obra llevada adelante por Clemente Onelli, finalizada en 1915. La Diputada Susana Rinaldi (FPP), fue la autora de esta iniciativa legislativa, que contó con dictamen favorable de la Comisión de Cultura, y fue aprobado en primera lectura el 19 de septiembre pasado.
Se inscribieron 11 personas para presentar su postura y varias de ellas expusieron la intención de que el edificio sea utilizado para actividades desarrolladas por las organizaciones del barrio, iniciativa que la Diputada Rinaldi consideró que “debería ser analizada en la Comisión de Cultura en la que se elaborará el despacho definitivo”, antes de la consideración del expediente en sesión para la sanción definitiva de la ley. La Audiencia que tuvo lugar en oficinas anexas de la Legislatura porteña, estuvo encabezada por la presidenta de la Comisión de Cultura, DiputadaLía Rueda (PRO), acompañada por la legisladora impulsora del proyecto y la Diputada Diana Martínez Barrios (PRO).

El Zoológico del Sur expresaba formas de la arquitectura romana antigua y fue creado como un anexo del que se encuentra en Palermo. La ley aprobada se refiere al edificio de la confitería que emula al Templo de la Fortuna Viril de Roma, sito en la intersección de las avenidas Caseros entre Monteagudo y Almafuerte. En aquel zoológico, el pabellón de los felinos y los osos era una copia del acueducto romano de Claudio, con una serie de arcos mayores y menores que servían de jaulas y guaridas para estos animales. El depósito de forrajes estaba en “el arca de Júpiter” y las aves exóticas en el pabellón de “erecteon” y al fondo un espectacular palomar romano. En 1924 Onelli falleció y así poco a poco la decadencia y el abandono hicieron que el Zoológico sea cerrado definitivamente en 1938. En el predio se localizó al Centro de Deportes y Recreación, hoy Polideportivo Parque Patricios. La Comisión Especial de Patrimonio Arquitectónico y Paisajístico y la Comisión para la Preservación del Patrimonio Histórico Cultural de la Ciudad aconsejaron declarar al citado templo “Patrimonio Cultural de la Ciudad” en el marco de la Ley Nº 1227.

Barrio “Los Perales”
En otra Audiencia, realizada hoy fue tratada la ley que propone establecer el nombre de “Los Perales” al complejo habitacional cuyo perímetro está rodeado por las calles Eva Perón, Lisandro de la Torre, Justo Suarez y Carhué. La iniciativa legislativa es del Vicepresidente Primero, Diputado Cristian Ritondo y su par Roberto Quattromano (PRO). La instancia de participación fue encabezada también por la Diputada Rueda junto a las legisladoras Rinaldi (FPP) y Martínez Barrios (PRO), un vecino apoyó el proyecto y no hubo ninguna manifestación en contra. El expediente deberá seguir el mismo trámite parlamentario ya mencionado, hasta su definitiva aprobación.
Durante el gobierno de Juan Domingo Perón en materia de vivienda social hubo un flujo migratorio importante. Los barrios obreros se incrementaron y el complejo habitacional “Los Perales” fue uno de ellos, precisamente en el terreno donde existía anteriormente un pequeño asentamiento llamado “Ciudad Perdida”. En 1955, con el golpe de Estado autodenominado Revolución Libertadora, que derrocó a Perón y lo llevó al exilio durante 18 años, el barrio Los Perales, estigmatizado, fue renombrado por una Ordenanza como “Manuel Dorrego”, y la Escuela, en ese entonces llamada “Justicialista”, paso a llamarse “Roma”.
Otras Audiencias
También tuvieron lugar hoy otras Audiencias, referidas a temas tratados por la Comisión de Planeamiento Urbano encabezadas por su presidenta, la DiputadaKarina Spalla (PRO). En ninguno de los casos hubo manifestaciones contrarias a los proyectos en debate aprobados en primera lectura. 

Fue expuesto el expediente que propone proteger el inmueble donde funciona la Biblioteca Argentina para Ciegos -BAC, ubicada en la avenida Medrano 46 (y dirección secundaria Lezica 3909), sede desde 1932 de la organización no gubernamental sin fines de lucro y casa de la lectura, entre otras actividades, de las personas que carecen de visión. El proyecto fue presentado por el DiputadoMaximiliano Ferraro (CC). Este edificio, tanto por sus características arquitectónicas como por la historia que entraña, se ha erigido en uno de los hitos urbanos de este sector del barrio de Almagro y de la Ciudad de Buenos Aires, al mismo tiempo que es un referente en la lucha por los derechos de las personas ciegas. 

Las otra leyes consideradas en Audiencias Públicas fueron: el expediente que promueve la instalación en Edificios Nuevos Públicos y Privados de inodoros con mecanismos de descarga controlada, manuales o electrónicos presentado por la Diputada María José Lubertino (FpV), y los expedientes con el fin de proteger los inmuebles de la Mutalidad Italiana de ex Combatientes sito en Luis Sáenz Peña 1442, impulsado por el Ejecutivo y la protección al Teatro Regio – avenida Córdoba 6056-, proyecto de los Diputados Claudio Presman Rubén Campos (UCR).
Finalmente fueron tratadas la protección al conjunto edilicio que se denomina Fábrica Barthel ubicado en la calle Capitán General Ramón Freire Nº 3035/55/65/75, a propuesta del Ejecutivo; la Iglesia Anglicana de San Salvador construida en Cramer Nº 1816, proyecto también de los Diputados Presman y Campos (UCR) y el proyecto para catalogar como Urbanización Parque a una serie de terrenos del barrio de Balvanera, expediente de la Diputada Claudia Neira (FpV).

Deja una respuesta