Para Heller, se trata de un “proyecto hecho por la Argentina, para las argentinas y los argentinos”

“Vamos a tratar un proyecto que en su propio título declara prioritaria para el interés del país la restauración de la sostenibilidad de la deuda pública emitida bajo ley extranjera.

Hago esta primera consideración porque aquí no está incluida toda la deuda, ni siquiera está incluida toda la deuda emitida en moneda extranjera sino que está referida exclusivamente al tramo de deuda emitido bajo legislación extranjera.

Como bien se dijo ayer en el debate en comisión, en este caso lo que hay es una condición que tiene que ver con bonos que originalmente fueron emitidos bajo ley extranjera y que en este caso se supone que en un proyecto en el que bajo lo que dice el artículo 65 (de la ley de Administración Financiera) se planteará una reestructuración que por lo menos deba tener dos de tres condiciones a favor de la Nación, recordando que esas dos o tres condiciones son: plazo, monto y tasa de interés, dos de ellas tendrán que ser resueltas para que esa negociación sea aceptable en mejores condiciones que las condiciones actuales, parecía que ir además con el planteo de que este bono emitido bajo ley extranjera sea sustituido por un bono emitido bajo ley nacional tendría muy poca chance de tener éxito en el proceso de negociación”, sostuvo hoy Carlos Heller, diputado nacional del Frente de Todos y Presidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados de la Nación, en el marco del debate en el recinto de la Restauración de la Sostenibilidad de la Deuda Pública.

 “Esta ley que estamos considerando hoy cumple una función, que ayer quedó bastante bien explicada en el debate (en comisiones). En algún momento se hizo un cuestionamiento sobre la no necesidad de contar con esta ley, y efectivamente el subprocurador del Tesoro nos dijo con toda claridad que desde el punto de vista legal no hace falta esta ley para poder llevar adelante la negociación. Pero sí podemos decir que la fuerza negociadora, la capacidad negociadora que tendrá el Poder Ejecutivo en cabeza del ministro de Economía es distinta si esa gestión se hace en el marco de una decisión del PE o si se hace con el apoyo del arco político que empodera al Ejecutivo en cabeza del ministro de Economía para que defienda los intereses del país con la representación de todo ese arco político. Ése es el sentido de lo que estamos hoy discutiendo. Creo que ayer ese espíritu estuvo en las deliberaciones, y por eso nosotros confiamos en que finalmente esta ley saldrá con un amplísimo consenso de esta Cámara, que será el paso para que el Senado luego también lo apruebe y ahí tenga un instrumento el Poder Ejecutivo que le dé fortaleza a la negociación”,  continuó diciendo Heller.

Màs artìculos afines  El arzobizpo de Buenos Aires, Mario Poli, oficiando la misa

Acerca de algunos cuestionamientos de la oposición a la reunión del ministro Guzmán con el FMI, el legislador manifestó: “No hay manera de negociar sin reunirse. El problema es qué se dice en las reuniones, qué se pone en juego y qué se negocia”. En ese sentido, Heller citó a Guzmán: “Dijo el ministro, hablando de sus reuniones con el Fondo: «iremos con nuestros propios planes, diseñando nuestras propias políticas de crecimiento y distribución del ingreso, enfocados a generar el crecimiento necesario, no solo para cumplir con la deuda, sino principalmente para mejorar la situación de las mayorías y comenzar a poner al país de pie, como sostiene nuestro presidente Alberto Fernández»”.

“En síntesis, estamos ante un proyecto hecho por la Argentina, para las argentinas y los argentinos”, concluyó Heller.