El Regimiento de Granaderos a Caballo celebra su 204º aniversario

El 16 de marzo de 1812 el General José de San Martin fue nombrado, por el Triunvirato como coronel de Caballería y comandante del Escuadrón de Granaderos, con la misión de conformar un cuerpo compuesto por voluntarios rigurosamente seleccionados, con parámetros de conducta y personalidad muy elevados, que sirva de ejemplo y modelo al resto del ejército.

ara la organización de ese cuerpo militar el Libertador pretendía soldados apasionados por la Patria y el deber, seleccionados y disciplinados austeramente, orgullosos de su Regimiento, conscientes de su propio valor, poseedores de un alto sentido de la responsabilidad y de la dignidad humana. Para esto, San Martín estableció un código de disciplina que todavía rige el accionar diario de los Granaderos a Caballo.

El 16 de marzo de 1812 el General Don José de San Martin fue nombrado, por el Triunvirato, el grado de teniente coronel de Caballería y comandante del Escuadrón de Granaderos, con la misión de conformar un cuerpo, compuesto por voluntarios rigurosamente seleccionados, con parámetros de conducta y personalidad muy elevados, que sirva de ejemplo y modelo al resto del ejercito.

Su bautismo de fuego fue el 3 de febrero de 1813, en el combate de San Lorenzo. Allí 120 granaderos enfrentaron a 250 españoles. Además, participaron del combate de Chacabuco en 1817. Ese mismo año, el Regimiento formaría parte del Ejército de los Andes, cruzando la Cordillera y participando en la liberación de Chile.

Creados por el San Martín, destacaron por su valor en la lucha contra los realistas y fueron un pilar en la liberación de los pueblos de América. Hoy cumplen la función de Escolta Presidencial.

Màs artìculos afines  Frederik Obermaier: "No entregaremos el material, no somos el brazo de la fiscalía. Somos periodistas"

En 1822, en el combate de Riobamba, al mando de Lavalle, lograron una nueva victoria frente a fuerzas realistas. En agosto de 1824, tomaron parte de la Batalla de Ayacucho, donde “Granaderos de Colombia”, “Granaderos de los Andes” y “Húsares de Colombia” derrotaron y consiguieron la rendición de las fuerzas españolas en Perú. En enero de 1826 se cierra el ciclo glorioso y regresan a Buenos Aires los restos del Cuerpo después de 11 años de lucha.

Creados por el San Martín, destacaron por su valor en la lucha contra los realistas y fueron un pilar en la liberación de los pueblos de América. Hoy cumplen la función de Escolta Presidencial.

Así crecieron los Granaderos a Caballo, que desde Buenos Aires a Quito, sembraron a lo largo del camino con arrojo y con valor, los ideales de libertad y soberanía de los pueblos que habían surgido en los días de Mayo, a través de un decenio de constantes luchas.

Granaderos llevando la bandera Argentina.

En 1907 y durante la presidencia de Figueroa Alcorta se les otorgó la función de ser Escolta Presidencial, función que cumplen hasta el presente.

Creados por el San Martín, destacaron por su valor en la lucha contra los realistas y fueron un pilar en la liberación de los pueblos de América. Hoy cumplen la función de Escolta Presidencial.

Tal es la importancia del Regimiento de Granaderos que su historia es la de la Patria misma y su trayectoria está unida indisolublemente a la libertad del continente.

Deja un comentario